2016/05/18

Sólidos datos de EEUU impulsan perspectivas de crecimiento para el segundo trimestre

El IPC subió 0,4% en abril, su mayor salto en tres años y en línea con las expectativas del mercado, haciendo que el avance anual llegara a 1,1%.

Por Isabel Ramos J.
Los precios al consumidor en Estados Unidos registraron su mayor aumento en más de tres años en abril, gracias al alza de la gasolina, lo que apunta a un firme repunte de la inflación que podría darle argumentos a la Reserva Federal para aplicar un nuevo aumento de las tasas de interés este año. Otros datos mostraron además que los inicios de construcción y la producción industrial rebotaron con fuerza el mes pasado, sugiriendo que la economía recuperó impulso en el comienzo del segundo trimestre.
“La combinación de precios más altos, aumento en la construcción y producción industrial apoya la narrativa de un rebote en el Producto Interno Bruto del segundo trimestre, y generará debate sobre la necesidad de al menos un alza de la Fed más adelante en el año”, dijo Jay Morelock, economista de FTN Financial, a Reuters.
El Departamento del Trabajo informó que el Índice de Precios al Consumidor aumentó 0,4% el mes pasado, su mayor salto desde febrero de 2013, tras un incremento de 0,1% en marzo. Con esto, el aumento en el IPC, respecto al mismo mes del año anterior, fue de 1,1%, frente a un 0,9% en marzo. Los economistas encuestados por Reuters esperaban un avance de 0,3% mensual y de 1,1% anual.
La inflación fue impulsada por el mayor aumento de los precios de la gasolina en casi cuatro años, además de incrementos en los arriendos, salud, alimentos, recreación, tabaco, seguros de auto y tarifas aéreas.
El llamado IPC central, que no toma en cuenta los costos de los alimentos y la energía, subió 0,2%, tras un alza de 0,1% en marzo. En los doce meses hasta abril, el IPC central aumentó 2,1% después de un incremento de 2,2% en marzo.
Se acerca a meta de la Fed
Este aumento de los precios, junto con una ligera depreciación del dólar, permitirá que la inflación se acerque a la meta de inflación de 2% de la Fed.
Ayer, el presidente de la Fed de Atlanta, Dennis Lockhart, y su homólogo en San Francisco, John Williams, apuntaron a la posibilidad de que el banco aplique una subida de los tipos en su reunión del 14 y 15 de junio.
Los mercados financieros han incorporado a precios un alza de tasas antes de septiembre, dado el crecimiento flojo al inicio del año.
Pero los inversionistas ven menos de un 23% de probabilidades de que el banco suba sus tasas en cualquiera de sus próximas dos reuniones, según los futuros de los fondos federales.
El banco central de EEUU elevó su tasa de interés de referencia en diciembre por primera vez en casi una década, y prevé dos aumentos más este año.
Hoy se publicarán las minutas de la reunión de abril, las que arrojarán mayores luces sobre el patrón que busca seguir la Fed. Las minutas podrían mostrar cuántos banqueros quisieron seguir con las alzas y cuántos pidieron mayor precaución.
Otra buena noticia es que el trabajador estadounidense promedio está disfrutando del mayor crecimiento del salario desde 2009, según un rastreador del crecimiento del empleo de la Fed de Atlanta divulgado ayer.
Esta métrica muestra que el empleado promedio vio subir su sueldo en un 3,4% en abril, frente al año anterior, lo que establece un nuevo récord para esta expansión.
Producción industrial
Un informe separado de la Reserva Federal mostró que la producción industrial avanzó 0,7% en abril, su mayor salto desde noviembre de 2014, tras dos meses seguidos de caídas.
La producción manufacturera –que representa un 75% de la producción- subió 0,3%, revirtiendo el declive de 0,3% de marzo.
La producción de las utilities subió 5,8% en abril, su mayor avance en más de nueve años, debido al repunte de la demanda de electricidad y gas natural. La producción minera, en tanto, bajó 2,3%.
“La manufactura se está recuperando lentamente”, dijo Michael Carey, economista jefe para Norteamérica de Credit Agricole, a Bloomberg. “Los vientos de frente parecen estar desvaneciéndose y el sector se está moviendo a un ritmo moderado”.
Otro informe del Departamento de Comercio mostró que los inicios de construcción de viviendas aumentaron 6,6% a una tasa anual de 1,17 millones de unidades el mes pasado, con los constructores acelerando la construcción. Los economistas encuestados por Bloomberg esperaban un crecimiento a 1,13 millón de unidades.
Los permisos de construcción –un indicador de la construcción futura-subieron 3,6% a una tasa de 1,12 millón de unidades.
www.df.cl
Publicar un comentario