2016/05/31

Coca-Cola European iguala en ventas a las dos gigantes de Latinoamérica juntas

  • El papel vendedor estadounidense supera el interés comprador europeo
coca-cola-embotelladora-francia-700-reuters.jpg
La embotelladora europea de Coca-Cola se estrena este jueves en la bolsa española con casi las mismas ventas que las dos gigantes latinoamericanas juntas: Coca-Cola Femsa y Arca. La compañía, que firmó la semana pasada su constitución oficial en Londres, nace con unos ingresos anuales pro forma en 2015 de 11.000 millones de euros lo que no sólo la convierte en la embotelladora independiente de Coca-Cola más grande del mundo si no que le pisa los talones a las mayores embotelladoras de América Latina que juntas facturaron unos 11.151 millones de euros en 2015 (unos 228.816 millones de pesos mexicanos).
En concreto, Femsa, que está presente en siete países del Nuevo Continente, ingresó 152.360 millones de pesos en 2015, unos 7.425 millones de euros al cambio actual y Arca facturó 76.456 millones de pesos mexicanos, unos 3.726 millones de euros al cambio actual.
Si se suma la tercera embotelladora más grande de América Latina, Coca Cola Andina, Coca-Cola European Partners (CCEP) todavía rivalizaría en tamaño ya que las tres juntas sumaron en 2015 una facturación de 13.600 millones de euros (Coca-Cola Andina facturó 2.456 millones de euros o 1.877.394 millones de pesos chilenos), apenas 2.600 millones de euros más que las tres embotelladoras europeas fusionadas (Coca-Cola Enterprises, Coca-Cola Iberian Partners y Coca-Cola Erfrischungstgetränke). En cuanto al ebitda (beneficio bruto de explotación), Coca-Cola European Partners (CCEP) asegura que en 2015 hubiera alcanzado los 1.800 millones de euros, una cifra que está lejos de los parámetros que arrojan las dos embotelladoras mexicanas juntas, las más grandes de América Latina y la chilena.

Dificultad para los embotelladores pequeños

En América Latina también se está viviendo un proceso de fusión de las embotelladoras de Coca-Cola, lo que hace muy difícil que sobrevivan los embotelladores pequeños. En la última década, Coca-Cola Femsa y Arca han adquirido activos en América Latina por 10.000 millones de euros, una región que consume más refrescos que ninguna otra en el mundo. Ahora, las dos embotelladoras aztecas estudian entrar en Chile y los analistas barajan que compren Andina.
El gigante europeo, que sale a cotizar con el ticker CCE simultáneamente en Nueva York, Londres y Ámsterdam el martes 31 de mayo y el jueves 2 de junio en Madrid a las 14.00 horas, nace con el objetivo de superar a las demás embotelladoras. "Las tres compañías que se integran detrás de una de las marcas más reconocidas están preparadas para convertirse en el mejor embotellador del sistema Coca-Cola de todo el mundo", afirmó Sol Daurella, presidenta del consejo de administración de CCEP.

¿Caerán las acciones?

La embotelladora tiene claro que el trasvase de acciones desde la Bolsa de Nueva York hasta las tres plazas europeas en las que cotizará a partir del martes es un hecho debido a que algunos de los actuales inversores de Coca-Cola Entreprises (parte americana de la nueva firma que contará con el 48% del accionariado) querrán desprenderse de sus títulos, bien por su nuevo perfil europeo, bien porque por políticas de inversión tan sólo tengan la opción de invertir en compañías americanas.
"Esas ventas podrían tener un efecto de rebajar el precio de mercado de las nuevas acciones de la embotelladora por debajo del precio de cierre previo a la operación", reconoce la embotelladora en el folleto de salida a bolsa publicado en Euronext. Fuentes próximas a la compañía aseguraban, además, que esta salida de capital estadounidense podría hacerse notar en los primeros días de cotización.
http://www.eleconomista.es/
Publicar un comentario