2016/01/11

Supermercados niegan cartel y adelantan “enérgica” batalla para demostrar inocencia

Cercanos a las compañías coinciden en señalar que el caso presentado por la Fiscalía Económica es “débil”, pues hasta ahora se han mostrado “unos pocos mails” que no evidenciarían un patrón permanente.

Por José Troncoso O.
Supermercados niegan cartel y adelantan “enérgica” batalla para demostrar inocencia
“Un par de mails, aunque sean brutales, no demuestran que las cadenas de supermercados se concertaron para manejar los precios de los pollos”. Esta frase se repite entre las defensas de las cadenas de supermercados Walmart, Cencosud y SMU, acusadas de colusión para manejar el precio del pollo fresco.
Las tres cadenas han salido a rechazar la demanda que presentó la Fiscalía Nacional Económica (que pide multas que suman unos US$ 70 millones). “La compañía descarta de plano haberse coludido con su competencia, por lo que se defenderá enérgicamente para demostrar su inocencia. Aquí no existe colusión”, dijo Cencosud ayer.
La compañía liderada por Horst Paulmann sostuvo que “la colusión es una práctica inaceptable y que merece el mayor repudio”, destacando que desde el año 2008 viene implementando, para todos sus ejecutivos, un amplio programa de buenas prácticas y de cumplimiento de libre competencia. Lo mismo afirman desde Walmart, que arribó a Chile tras adquirir D&S a la familia Ibáñez.
SMU, a través de un hecho esencial, dijo “demostrará su inocencia ante las instancias pertinentes”.
En reserva y de manera extraoficial, cercanos a las empresas plantean duras críticas al actuar del organismo antimonopolio. A cargo de la defensa de Cencosud está Ricardo Riesco; Nicole Nehme lidera el equipo de Walmart y el estudio Barros Letelier y González trabaja con SMU.
Cercanos a las defensas coinciden en que lo liberado hasta ahora públicamente por la FNE, no más de una docena de mails entre ejecutivos de los supermercados y sus pares de empresas proveedoras de pollos como Agrosuper y Ariztía, no evidenciarían un cartel, por cuanto no se demostraría que hubo un patrón permanente en el tiempo para afectar el mercado, sino que -insisten- son correos aislados que no representarían su actuar.
Cabe mencionar que los supermercados tuvieron la posibilidad de autodenunciarse, pero no lo hicieron -afirman extraoficialmente-, pues dicen que no hay colusión para subir el precio del pollo.
“En el caso denunciado por la FNE en contra de CMPC y SCA en el mercado del confort, las empresas se autodenunciaron, hay muchas pruebas y declaraciones de ejecutivos. En este caso hay un par de mails pero no se evidencia un patrón permanente en el tiempo”, explica un abogado.
Este jurista sostiene que esta demanda de la FNE “tiene muchas debilidades” al compararse con las otras denuncias por colusión.
No obstante, hay que hacer presente que si bien la demanda presentada por la FNE revela una lista corta de mails, acompaña una lista de más de 100 cadenas de correos electrónicos entre ejecutivos que mantiene en reserva, por lo que su contenido aún es desconocido.
Follow the Leader
Las defensas de las cadenas además hacen referencia a que es parte esencial de su negocio monitorear a su competencia. Es lo que se conoce como paralelismo consciente.
“En nuestro concepto, el paralelismo consciente, o el hecho que un agente del mercado, en un mercado oligopólico, tome sus decisiones considerando lo que estima que harán sus competidores, en virtud de un juego no cooperativo, no es por si sólo ilícito, ni puede considerarse un caso de colusión, ni aun tácita, pues es de la esencia de la colusión la existencia de un acuerdo (expreso o tácito)”, explicó en una presentación pública el presidente del TDLC, Tomás Menchaca.
Esto puede traducirse en la conducta que realizan los supermercados de imitar precios de varios de los productos que venden, siguiendo la estrategia del líder.
Menchaca planteaba una zona gris: “El problema es más complicado si se consideran modelos dinámicos con juegos repetidos, pues en diversos juegos no cooperativos, los actores podrían estar mandándose mensajes”.
Con todo, la fiscalía tiene pruebas y los supermercados intentarán descreditarlas en una batalla que no tendrá respiro.

CENCOSUD BORRA DE LA BOLSA US$ 281 MILLONES EN DOS DÍAS

El mercado castigó a Cencosud. Si el miércoles, una vez que se conoció la denuncia de colusión por parte de la compañía, el precio de la acción revirtió su tendencia al alza para terminar cayendo más de 2%, en la jornada de ayer las malas noticias para el retail siguieron en la principal plaza bursátil local.
Los títulos de Cencosud comenzaron la jornada bajando 4%, situación que se mantuvo toda la jornada para terminar con una caída de 4,92% a $ 1.320,6.
Con ello, en los dos días la empresa ha borrado US$ 281 millones en bolsa.
Imagen foto_00000005
Publicar un comentario